¿Deseas mejorar el aspecto de tus párpados? Si es así, tu solución es la cirugía de párpados, también llamada blefaroplastia. Este es un proceso quirúrgico bastante práctico y útil para lo que buscas. En este artículo de OftalmoSalud te contaremos todo sobre la blefaroplastia.

¿Qué es la blefaroplastia?

La blefaroplastia es una operación que se encarga de corregir la apariencia externa de los párpados. Su ejecución consiste en suprimir el exceso de piel y de grasa acumulados en ellos. De acuerdo al caso, puede realizarse en uno o en ambos párpados.

Es poco invasiva con la zona de la visión y, en la mayoría de los casos, presenta poco riesgo para la salud de los pacientes. Por ello, es la cirugía estética relacionada con los párpados más recurrente en los quirófanos.

¿Por qué se realiza la blefaroplastia?

La cirugía de párpados suele realizarse para corregir el exceso de piel en la composición natural de los párpados. Estas anomalías, por lo general, se deben al envejecimiento natural del cuerpo. El paso del tiempo debilita los músculos del rostro, causando un decaimiento de la grasa hacia las partes exteriores del párpado. De esta manera, da al rostro un aspecto envejecido y agotado.

Sin embargo, no solo debe considerarse los fines estéticos. La laxitud de las zonas del párpado puede impedir una correcta visión, obstruyendo las perspectivas laterales y periféricas según sea la gravedad. En esta situación la operación se realiza también con el objetivo de preservar la salud de la vista.

Debe considerarse la blefaroplastia en cualquiera de estos casos: si es que los párpados superiores presentan flacidez; se posee un exceso de piel que interfiere con la visión periférica; se identifica un exceso de piel en los párpados superiores o inferiores; o se han formado bolsas debajo de los ojos, conocidas también como ojeras.

¿En qué consiste la blefaroplastia?

La blefaroplastia es una intervención relativamente sencilla. No genera dolor en el proceso y es poco invasiva con la zona tratada. Su duración es de aproximadamente una hora. Se realiza con anestesia local y sedación, para que en la ejecución el rostro pueda estar lo más relajado posible.

La función principal de esta cirugía plástica es extraer o dispersar el exceso de piel en los párpados. Teniendo en cuenta esto, los fines generales que busca la operación será extraer el exceso de grasa de los párpados, tensar el músculo orbital si se necesita y, en algunos casos especiales, eliminar las bolsas formadas en los párpados.

Tipos de blefaroplastia

Los tipos de blefaroplastia se dividen de acuerdo a la zona a tratar y el método utilizado. Los principales son:

Intervención de párpado superior

En esta operación se busca extirpar la piel en exceso del párpado superior. La blefaroplastia de párpados superiores consiste en realizar una sutura al párpado, la cual se oculta detrás del pliegue natural al cabo de unos meses. A su vez, se tensa la capa de piel del músculo orbicular adyacente. Esta intervención no deja un rastro visible en el exterior.

Intervención de párpado inferior

Esta intervención comúnmente se relaciona con la eliminación de bolsas u ojeras en los ojos. En algunos casos, las bolsas pueden redistribuirse en lugar de eliminarse, pero esto solo sucede en casos muy especiales.

La intervención puede realizarse con dos métodos, mediante vía interna transconjuntival o vía externa subciliar. En el primer caso la operación no dejará cicatriz, y en el segundo, solo una marca muy reducida.

Blefaroplastia transconjuntival

Esta operación se realiza en la parte conjuntiva del párpado. Sirve regularmente para corregir las bolsas pequeñas y medianas. En algunos casos, también se utiliza para redistribuir la grasa. Al ser una intervención en la parte interna del párpado no deja cicatriz.

Blefaroplastia subciliar

En el caso de la blefaroplastia subciliar, la intervención se realiza bajo las pestañas inferiores. Este método permite una mayor precisión debido a la exposición de las estructuras del párpado. Esta operación sí deja una pequeña cicatriz en el párpado.

¿Cómo es el postoperatorio de la blefaroplastia?

El proceso de recuperación varía de acuerdo al tipo de blefaroplastia, si se ha realizado en el párpado superior, inferior o en ambos. Aunque tampoco las diferencias son muy notables, ya que en todos los casos a las pocas semanas se retomará el aspecto natural. También en esas semanas se podrían presentar molestias, sequedad ocular o hematomas.

Finalizada la blefaroplastia es importante tener en cuenta algunos cuidados especiales con la vista. En los días posteriores, no presentarás mayores dificultades que una posible visión borrosa. Además, se debe tener en cuenta el cuidado necesario de no realizar actividades deportivas durante la primera semana.

Sin embargo, es posible la lectura y el uso de aparatos con pantalla electrónica. Es recomendable que, hasta que no se haya recuperado por completo de la operación, no se conduzca ni se exponga la vista directamente a los rayos del sol.

Otras de las acciones a evitar son los baños calientes o la concurrencia a saunas. No olvides la aplicación de hielo en las zonas intervenidas, así como también suspender el uso de maquillaje o cosméticos. El cuidar tu posición al dormir es otra indicación importante, debes evitar dormir boca abajo.

Riesgos de la blefaroplastia

Las zonas intervenidas en la blefaroplastia, zona ocular y periocular, son bastante delicadas, por lo que deben conocerse bien para minimizar cualquier efecto riesgoso. Precisamente, un músculo ubicado en la zona superior es el músculo elevador, el cual si no se trata con cuidado puede terminar provocando una ptosis, afección conocida como párpado caído.

Cuando no se tiene cuidado con la intervención en la zona inferior el riesgo es que pueda producirse una retracción. Las consecuencias de esta complicación se traducen en un párpado inferior muy bajo, que deja una forma de ojo abierto. Además de ser poco estético, esta afección puede afectar la salud de tu vista.

Debe tenerse en cuenta que en blefaroplastia, al igual que en cualquier operación, los riesgos de la intervención están siempre latentes. Dependerá del cuidado en la operación y de las mismas respuestas del cuerpo. En algunos casos ocurre problemas como infecciones, sangrado, ojos secos, cambios de color en la piel o la necesidad de cirugías de seguimiento.

Contraindicaciones de la blefaroplastia

Al igual que cualquier otro proceso quirúrgico, existen ciertas condiciones médicas que podrían descartar la realización de una blefaroplastia. Estas incluyen problemas como la tiroides, falta de humedad en el ojo, presión arterial alta, enfermedades cardiovasculares, glaucoma o diabetes.

Lo mejor será consultar con un oculoplástico, especialista en blefaroplastia, para determinar la viabilidad de la operación y evitar cualquier complicación severa.

Beneficios de la blefaroplastia

La blefaroplastia dota al rostro de un aspecto más armónico y estético. Debido a que es en los ojos donde el cansancio de los años se concentra, una corrección de los párpados le devuelve la vivacidad y juventud a la mirada.

También en los casos más avanzados de párpado caído, la blefaroplastia le devuelve la funcionalidad natural al ojo. Por ello, no solo soluciona una necesidad estética, sino que también mejora el campo de visión.

Blefaroplastia: antes y después

El envejecimiento del cuerpo produce cambios físicos que pueden mermar la autoestima, y en algunos casos, también la salud. La deformación de los párpados es muchas veces el principal foco del envejecimiento del rostro.

La blefaroplastia es un proceso que le devuelve a la mirada su belleza original. Corrige esos molestos excesos de piel en los párpados, elimina las bolsas de grasa y libera la vista de obstrucciones. Tiende a ser una operación sin muchas complicaciones y con unos riesgos que, por lo general, son mínimos.

Ahora que ya conoces todas las aristas del proceso de la blefaroplastia, agenda una cita en la especialidad de Oculoplastia y accede a una de las cirugías estéticas más demandadas en Lima. En OftalmoSalud contamos con los mejores especialistas en blefaroplastia, comienza por reservar una cita o escribirnos a través del chat de WhatsApp.

Noticias Relacionadas

Post Anterior

Ojo perezoso en adultos (ambliopía): ¿cómo curarlo?

Post Siguiente

¿Por qué tengo visión borrosa en un ojo?

Iniciar chat
1
¡Reserva tu Cita 💬 !
Hola 😊 bienvenido(a) a la Clínica Oftalmosalud!
Por favor, indícanos tus datos para poder ayudarte:

- Nombre y Apellidos Completos
- Dni
- Correo electrónico
- ¿Cómo podemos ayudarte?